Dificultad: Media
Objetivo: 
Conseguido
Más Información:
 http://olimpoescaperoom.com/

Les Dioses también pueden tener problemillas, suponemos que para acercarse a ese lado humano que constantemente observan, y en este caso fue Hermes quien nos llamó, más bien nos envió una carta divina, para que nos presentáramos en el Olimpo para ayudarle a encontrar sus zapatos alados. ¿Quién es Hermes sin sus zapatos alados? Es como quitarle a Poseidón su tridente, a Apolo su mal carácter, a Artemisa su lira o a Afrodita su belleza.

De normal solemos visitar ruinas, descifrando lo que allí dejó el tiempo, pero muy pocas veces nos sumergimos en el mismismo Olimpo, y ahora que así ha sido, tenemos que decir que tiene una entrada un tanto peculiar.

Tras una detallada explicación de lo ocurrido y de contarnos la rumorología del lugar, donde la lucha entre hermanos, Hades y Zeus por supuesto, está en boca de todes, nos preparamos para entrar donde les mortales no tienen derecho a entrar, pero donde sin duda muchas hemos soñado con poder hacer turismo. Una vez solas, sin la ayuda divina y solo usando nuestras mentes mortales y limitadas, nos enfrentamos a múltiples acertijos para investigar lo que allí sucedía. Como se nota que estos seres inmortales tienen todo el tiempo del mundo, porque se afanaron en poner numerosas pruebas en nuestro camino. Para nosotras algo super divertido que no nos dejó respirar ni un solo segundo!

En tu mente el Olimpo puede pintarse de una forma concreta, aquella que pintores, dramaturgues y soñadores han compartido durante la historia, y con eso, y cuatro pinceladas más de inventiva, queda plasmado en tu visión. ¿Era lo mismo? No lo vamos a desvelar, ya que preferimos que la imaginación de todes les mortales siga tan viva como siempre. Solo decir que se estaba a gusto, y que los ambientes cambiaban con bastante fluidez llegando a sacar algún guau! de nuestras gargantas. Solo tenemos que decir que les dioses, más que nadie, deben saber que el tiempo es un cruel amigo de lo material, y el su paso hace mella en ellos y el desgaste rápidamente puede ser muy evidente.

Una misión muy entretenida que nos mantuvo en movimiento hasta el último instante, digna de cualquier historia heroica del mismísimo Hércules o Perseo, pero sin usar los músculos sino el cerebro, que bien poco es usado en toda la era heroica de las historias que han llenado los grandes teatros griegos.

Una visita que no te debes perder, puesto que no se viaja al Olimpo tan fácilmente, y cuya aventura no te dejará indiferente, así que con máximo 4 mortales acude a la llamada de auxilio de Hermes y consigue la misión divina que allí os aguarda!

Puzzles
65.jpg
entretenido
Historia
75.jpg
Ambientación
65.jpg
Game Master
65.jpg