Dificultad: Media
Objetivo: Conseguido
Más Información: https://www.chickenbanana.com/es

Seas un ladrón de poca monta, un afamado estafador o… un honrado ciudadano: vives en constante vigilancia. El Régimen es más fuerte que nunca. Huye, rebélate, pero no dejes que te atrapen. La cárcel no esta hecha para todos, y muchos de vosotros no lograréis sobrevivir una vez dentro. Y aquellos que logréis escapar, sabed que la vida ya no volverá a ser la misma.

Escape Owos, junto con un grupo de valientes aliados, fue encarcelado y arrastrado a lo más profundo de la prisión del Régimen. Gracias a un inmejorable trabajo en equipo, a unos principiantes entregados a la causa, y a otros no tan novatos pero igualmente aguerridos colaboradores, logramos en menos de 60 minutos, descifrar todas y cada una de las terribles pruebas que Chicken Banana nos tenía preparadas. Hubo momentos terribles en los que el miedo nos atenazaba, y los implacables guardias nos hicieron sudar sangre; pero al final logramos avanzar sin vacilar y saltarnos la seguridad de sus muros.

No voy a engañaros, no fue fácil. Hubo momentos en los que pensamos que cumpliríamos nuestra sentencia íntegra. Los enigmas eran creativos y abundantes. Era necesario mantener la mente fría y una comunicación constante. Nos encontramos con una sala no lineal, con pruebas muy bien hiladas con la historia. Cada una de ellas te ayuda a mantenerte en el guión, obligándote a agudizar el ingenio y a combinarte y comunicarte de manera fluida con el equipo.

El grupo era bastante grande, por lo que tuvimos que dividirnos y elegir el modo competitivo del escape. Ambas salas son idénticas y tienen una estructura similar, pero son totalmente independientes una de otra. En este punto, debemos resaltar la falta de insonorización en algún punto, teniendo que hacer oidos sordos a lo que oíamos del otro grupo en alguna que otra prueba para no tirar el orgullo escapista al traste. ¿Cuál de los dos grupos sería el primero en lograr escapar? ¿Qué equipo mostraría más entereza? Y lo más importante de todo, si uno de los dos equipos no lograba su objetivo, ¿les abandonaríamos a su suerte?

La sensación de aislamiento, la soledad y la falta de intimidad están a la orden del día. Cada barrote, cada grillete, cada sirena, te arranca de la realidad del exterior, y te hace sentir un tremendo vacío. Desde las celdas con sus literas desvencijadas, a las zonas comunes con sus zonas recreativas, pasando por las duchas colectivas, todo está premeditadamente creado para vivir en alerta permanente. Los temibles guardias eran mercenarios acostumbrados a lidiar con los peores elementos de la sociedad y su crueldad podía llegar a ser insoportable. No había piedad ni escrúpulos en ellos pero, si rascabas en sus corazas, podías descubrir que aun les quedaba algo en sus corazones y en momentos de debilidad, podían echarte una mano llegado el momento.

Si eres un experto escapista, o tienes tendencia a romper las normas sociales, atrévete a enfrentarte al reto de Chicken Banana. Lo más importante es rodearte de un grupo tan motivado y entregado como el nuestro. ¡Valor amigos!

A todos los valientes que se enfrentaron a la prisión con nosotros solo os podemos decir: Gracias chicos, ¡sois geniales!

Puzzles
entretenido
Historia
75.jpg
Ambientación
65.jpg
Game Master
65.jpg

Chicken Banana 2